Telfono lite Lser
Clnica Autorizada Sanidad - CS3091

Peeling Químico

Tratamiento melasma

Los Peelings químico y mecánico son técnicas médicas para la regeneración dermoepidérmica, que eliminan las células muertas, mejorando la textura y uniformidad de la piel.

¿Qué es el Peeling y qué tipos hay?

El peeling ayuda a la exfoliación natural de la piel, favoreciendo la eliminación de células muertas y promoviendo la regeneración celular al incrementar la producción de colágeno.

Además de suavizar arrugas finas y poros, el peeling aporta una mejora en la textura y uniformidad en la piel, llegando a eliminar de forma suave pigmentaciones alojadas en capas más superficiales de la epidermis.

Una forma de clasificar los peeling que usaremos en el protocolo de tratamientos del melasma  es en función del grado de penetración en las diferentes capas de la piel.

  • Peeling superficial: exfoliación de la capa córnea epidérmica. Usado para eliminación de la celularidad muerta de la piel, devolviendo la luminosidad y suavizando la textura cutánea. Posible su realización en cualquier época del año (con las precauciones adecuadas) así como para preparación de la piel antes de otros tratamientos. La recuperación de la vida normal es inmediata.
  • Mascarilla despigmentante: Exfoliación de la epidermis completa y dermis superficial (hasta 1,5-2mm). Dirigido al tratamiento de manchas más profundas, cicatrices, arrugas finas, poros muy dilatados con hiperqueratosis sebácea… Es un peeling más intenso y que genera una descamación a lo largo de una semana, y requiere de un tratamiento en domicilio a base de cremas regeneradoras dermoepidérmicas. Más indicado en épocas de poca exposición solar. La recuperación de la vida normal se produce en 3-4 días.
  • Tratamiento cosmético-médico domiciliario: Es fundamental seguir un tratamiento médico-cosmético domiciliario adecuado, así como un seguimiento exhaustivo, para terminar de eliminar la hiperpigmentación residual, así como evitar la repigmentación. Para ello elaboraremos un protocolo en función de los datos obtenidos en un estudio de la piel, en el que incluiremos un tratamiento de cremas médicas para uso diurno y nocturno, así como una fotoprotección solar adecuada.

¿Cómo es una sesión de Peeling?

En la primera consulta se realiza una completa historia para determinar posibles contraindicaciones, y un diagnóstico para decidir el tipo de técnica y principios activos que necesita la piel. Usamos técnicas de diagnóstico por imagen como:

  • Sistema de visualización antera 3D: para medir profundidad de surcos y arrugas, así como textura de la epidermis.
  • Ecografía cutánea: nos permite definir con exactitud las estructuras sobre las que se asentarán los hilos, diámetros de diferentes estructuras de la piel (epidermis, dermis y tejido subcutáneo), vascularización cutánea, pruebas de elastografía.

También lo usaremos como técnica diagnóstica en paciente que lleven materiales de relleno anteriores al tratamiento, definiendo con certeza el tipo de material implantado, fundamental para evitar posibles efectos indeseables o incompatibilidades. Igualmente elaboramos informes ecográficos cutáneos solicitados por otros profesionales médicos o por petición expresa del paciente.

  • Determinación de oligoelementos, en casos de pieles sometidas a factores ambientales o de estrés excesivo, para reforzar los posibles déficits.
  • Estudio cutáneo: Valoración, mediante diferentes técnicas diagnósticas y cuestionarios, del tipo de piel, para elaborar el tratamiento médico-cosmético adecuado para el tratamiento y para el futuro mantenimiento.

Tras el diagnóstico procederemos a la realización del peeling:

  • Higiene facial y toma de fotografías de las zonas de tratamiento.
  • Desinfección de la zona de tratamiento.
  • no requiere del uso de anestesia previa ya que es un tratamiento tolerable.
  • Aplicación de varias capas de los diferentes agentes químicos (alfa hidroxiácidos…)  en función del tipo de peeling y de la patología a tratar. En ocasiones estos agentes hay que neutralizarlos o bien se neutralizan solos (taponamiento)
  • Limpieza y aplicación de tratamiento tópico (cremas exfoliantes selladoras, mascarillas frías regeneradoras dermoepidérmicas, descongestivas, fotoprotección solar…).
  • Entrega de pautas de cuidado domiciliario y cita para la revisión pertinente. En algunos peelings, hay que mantener las sustancias aplicadas durante unas horas, y retirar en domicilio con agua y solución limpiadora.
  • Los tratamientos no suelen exceder más de 20-30 minutos por sesión.
  • Algunos peelings requieren de una preparación previa domiciliaria con diferentes cremas, para aumentar el grado de tolerancia.

¿Qué cuidados debo tener después de la sesión del tratamiento?

Los peelings buscan una renovación de las capas más superficiales de la piel, con lo que se produce un enrojecimiento, inflamación y descamación, de diferente grado en función de la profundidad del mismo.

En los peelings superficiales, los síntomas son leves y se tratan con tratamiento tópico de hidratación y fotoprotección solar. Evitaremos la exposición solar y fuentes de calor durante las primeras 48 horas.

En todos los casos, te indicaremos los cuidados específicos (limpieza, hidratación y nutrición, maquillaje…) que debes tener tras un tratamiento con peelings.

¿Cuándo son visibles los resultados de un Peeling y cuánto duran?

Los resultados son visibles tras los primeros 3 ó 4 días de tratamiento, obteniendo un resultado óptimo a las dos semanas y con tratamientos repetidos, para la renovación programada y cíclica de la dermoepidermis.

 

¿Cuántas sesiones se recomiendan y con qué frecuencia?

El número y tipo de peelings, irá determinado por un protocolo médico en función del tipo de melasma y características del paciente.

¿Existe alguna contraindicación médica?

 No haremos tratamiento en los siguientes casos:

  • Embarazadas o menores de edad.
  • Intolerancia a alguno de los principios activos usados (valorar arsenal terapéutico disponible).
  • Enfermedad autoinmune o infecciosa de carácter severo. Herpes activo (profilaxis si antecedentes).
  • Enfermedad psiquiátrica grave.
  • Expectativas poco realistas sobre el tratamiento.
  • Patologías o situaciones que cursen con hipersensibilidad cutánea o alergias cutáneas ( se hace test previo de tolerancia )
  • Heridas en la zona de tratamiento.
  • Cirugías recientes (de 4 a 6 meses) en zona de tratamiento.
  • Medicación fotosensible.
  • Valoración de fototipos altos por el riesgo de hiperpigmentaciones cutáneas.

¿Se puede combinar el Peeling con otros tratamientos?

Los peelings son tratamientos incluidos en la preparación de la mayoría de las técnicas de renovación cutánea, así como para mantener un resultado más a largo plazo.

PRIMERA CONSULTA GRATUITA

ELITE LÁSER ES PROFESIONALIDAD Y GARANTÍA

Nuestro Equipo te atenderá en todo lo que necesites.
No dudes en llamarnos.

91 560 01 11