Telfono lite Lser
Clnica Autorizada Sanidad - CS3091

Tecnología ipl (luz pulsada intensa)

Tratamiento Angiomas, cuperosis y otras rojeces

La tecnología IPL permite eliminar de forma eficaz los vasos más gruesos y superficiales de la piel llamados telangiectasias superficiales. El paciente percibe estos vasos como dilataciones lineales que pueden llegar a hacer relieve sobre la piel. Estos vasos suelen acompañarse de otros mucho más pequeños llamados capilares, que dan un aspecto de rojez difusa. La combinación con láser V-Beam se hará entonces imprescindible para la obtención de óptimos resultados al tratar angiomas, cuperosis y otras rojeces.

¿Qué es? ¿Cómo funciona la tecnología IPL?

La tecnología de Luz Pulsada Intensa (IPL) es efectiva en el tratamiento de los vasos más gruesos situados a nivel de las capas más superficiales de la piel. Este tipo de tecnología, que da excelentes resultados en el caso de los angiomas y cuperosis de reciente evolución (más fálicas de tratar por el diámetro y profundidad de sus vasos), deberá de combinarse con tecnología láser (V-Beam, Nd-Yag o Q-Switched 1064) en el caso de aquellas patologías de mayor complejidad. La eficacia de la tecnología IPL en el caso de la rojez difusa es también muy limitada por lo que se aconseja la combinación de tecnologías anteriormente descritas para la obtención del mejor resultado posible.

¿Cómo es una sesión del tratamiento?

El tratamiento con IPL es más recomendable en épocas de menos exposición solar y calor (no indicada en meses de verano). Una sesión dura aproximadamente 20-40 minutos y consta de:

  • Higiene facial y toma de fotografías de las zonas de tratamiento.
  • Desinfección de la zona de tratamiento y protección ocular.
  • Normalmente no requiere del uso de anestesia previa ya que es un tratamiento tolerable.
  • Aplicación de una fina capa de un gel conductor y ejecución del programa de tratamiento diseñado por el equipo médico previamente, por las zonas seleccionadas.
  • En los casos en los que hay más componente inflamatorio, aplicamos tratamiento modulador de la inflamación y el eritema mediante LEDS.
  • Entrega de pautas de cuidado domiciliario y cita para la revisión pertinente.
  • Los tratamientos no suelen exceder más de 20-40 minutos por sesión.

¿Qué cuidados debo tener después de la sesión del tratamiento con luz pulsada?

Tras el tratamiento con luz pulsada se pueden incrementar temporalmente las rojeces. Dicho ligero incremento de las rojeces no imposibilita en ningún caso el retorno a una vida absolutamente normal de forma inmediata.

En los casos de cuperosis, el componente inflamatorio y la rojez suelen desaparecer en 24 horas, siendo necesario utilizar protección solar total (SPF 50+) de forma continua hasta que la zona de rojeces tratada recupere la tonalidad normal de la piel. Para que no se produzca vasodilatación, el paciente deberá de evitar los focos de calor como la sauna, baños de agua caliente, estufas, etc.

En ocasiones puede aparecer, después del tratamiento con luz pulsada, algún área con color púrpura, debido a un hematoma transitorio.

Cuando tratamos angiomas, se produce inflamación y más o menos efecto purpúrico (hematoma) en función del tamaño y profundidad de la lesión tratada, con lo que también variará el tiempo de recuperación (entre 7 y 10 días). Igualmente no se expondrá la zona al solo y se usarán tratamientos tópicos específicos para la hidratación y regeneración cutánea, así como la fotoprotección adecuada.

El uso de maquillajes se recomienda a partir de las 24-48 horas.

¿Cuándo son visibles los resultados y cuánto duran?

Con este tipo de tratamientos con luz pulsada se alcanza un altísimo índice de satisfacción por parte de los pacientes, que suelen permanecer libres de síntomas hasta 4 o 5 años después de un ciclo de tratamientos (de 3 a 5 sesiones).

En el caso de los angiomas, suelen desaparecer completamente, una vez desprendida la pequeña costrita a los 4-7 días del tratamiento.

¿Cuántas sesiones se recomiendan y con qué frecuencia?

El número de tratamientos con luz pulsada necesarios para eliminar las rojeces provocadas por angiomas, cuperosis, etc. varía según la edad, el tipo de piel así como de las características y extensión de las lesiones.

En ocasiones, tras una única sesión de láser podemos conseguir un resultado excelente en su atenuación. No obstante, suelen ser necesarias varias sesiones de tratamiento con luz pulsada (de 3 a 5 sesiones con un intervalo de 4 semanas entre ellas) para corregir notablemente dichas rojeces.

¿Existe alguna contraindicación médica?

Se realiza una completa historia médica en la primera consulta para analizar posibles contraindicaciones y situaciones especiales de cada paciente, pero como contraindicaciones absolutas del tratamiento de angiomas y cuperosis con luz pulsada tenemos:

  • Personas que toman medicamentos fotosensibles.
  • Exposición solar previa al tratamiento sin fotoprotección.
  • Antecedentes de cicatrización anómala (queloides, cicatriz hipertrófica…).
  • Embarazadas y menores de edad (se valorará cada caso y con autorización familiar).
  • Patología psiquiátrica grave.
  • Expectativas no reales del tratamiento.
  • Enfermedad infecciosa y/o heridas en la zona de tratamiento.
  • Enfermedad pre o neoplásica activa.
  • Tatuaje en zona de tratamiento.
  • Alteraciones de la coagulación (valorar por equipo médico).

¿Se puede combinar el Láser Q-Switched con otros tratamientos?

Todos los tratamientos son combinables entre sí, en función del tipo de lesión vascular. Igualmente se puede combinar la luz pulsada con tratamientos encaminados al rejuvenecimiento cutáneo (mesoterapias faciales, materiales de relleno, hilos pdo…).

TECNOLOGÍA USADA PARA ESTE TRATAMIENTO

Plataforma Multiflex de Ellipse

Plataforma Multiflex Ellipse

Nuevo Ellipse Multi Flex+ combina una versátil serie de aplicadores I2PL y láser Nd:YAG.

by ELLIPSE
PRIMERA CONSULTA GRATUITA

ELITE LÁSER ES PROFESIONALIDAD Y GARANTÍA

Nuestro Equipo te atenderá en todo lo que necesites.
No dudes en llamarnos.

91 560 01 11